viernes



Mi abuelita tenía una piel privilegiada, no presentó arrugas sino hasta los últimos cinco años de su vida y nunca recurrió a grandes tratamientos o cuidados para ello. De hecho, la única concesión que hacía para cuidar su piel era aplicarse crema Nivea en manos y rostro, aunque principalmente eran las manos su punto de atención. En resumidas cuentas, la latita azul de Nivea ha estado presente en mi casa durante muchos años, una parte de los 100 años que lleva en México.

Precisamente para celebrar este centenario en México es que NIVEA Creme llevó a cabo una colaboración con un grupo de talentosos artistas mexicanos que diseñaron las nuevas ediciones de la icónica lata azul. 

La campaña "Un toque de México en tu piel" busca reflejar el orgullo por nuestra cultura, sus valores y tradiciones, todo ello interpretado por los artistas: Francesco Pinzón, Karla Álvarez y Carolina Pavía. La intervención artística en estas cuatro latas muestra diversos detalles mexicanos, entre ellos: las artesanas de los telares oaxaqueños, la cosmovisión de los aztecas representada por la mágica y poderosa figura de Quetzalcóatl, la sutileza y elegancia de la cerámica de talavera de Puebla, así como la biodiversidad de Morelia.

Más allá de que sean bonitas y motivo de colección, parte de las ventas de estas ediciones especiales de NIVEA Creme se destinarán a la creación de ludotecas a través de Fundación Dibujando un Mañana, que ayudarán a niños, niñas y adolescentes en situaciones vulnerables. 

Los cuatro diseños de los tres artistas estarán disponibles en presentaciones de 50 ml y 400 ml en todo el país. Y si bien cada una tiene su estilo y encanto, mi favorita es la de Quetzalcóatl.

0 comentarios :

Publicar un comentario

Con la tecnología de Blogger.